Miércoles, 22 de enero de 2020 | Año XIX | No: 6993 | CEO: Francisco J. Siller | Dirección General: Rocio Castellanos Rodríguez

Log in
eszh-CNenfrdeitjaptru

“Aquí todos saben que somos trabajadoras sexuales transgénero”; La historia de Carmen, en la Roma

México.- Carmen espera el paso del último tren en la estación Chilpancingo del Metro. Es casi medianoche. Ahí cambió sus mallones y zapatos de piso por una blusa entallada, tacones y una falda corta que deja al descubierto gran parte de sus piernas.

En esta zona de la popular colonia Roma, en la Ciudad de México, una lluvia ligera empieza a caer, y un fuerte viento refresca la noche.

A las 23:20 horas sobre la calle de Nuevo León, casi esquina con Insurgentes, cuatro sexoservidoras trans se quitan de encima mallones, pants y playeras, que debajo esconden pequeñas y exóticas prenda de vestir. La cajuela de un auto estacionado sobre la banqueta es su guardarropa.

Pequeños shorts, tops, leotardos brillantes y mallas de red visten los cuerpos exuberantes de las trabajadoras para una nueva jornada de trabajo que terminará entre las 5:30 y 6:00 horas del día siguiente, precisamente con los primeros rayos del sol.

“La necesidad de sobrevivir me trajo a esta esquina, no fui, ni soy víctima de trata de personas, soy trabajadora sexual independiente, sin embargo, no niego que existe trata, sobre todo porque la permiten y fomentan las autoridades”, denuncia Carmen.

“Ellos conocen perfectamente que personas y en qué lugares existe, y nunca han hecho nada para castigarla y erradicarla. Lo único que hacen son operativos ficticios en donde detienen sexoservidoras, trabajadores de limpieza y a otras personas que no tienen nada que ver con el problema, y los verdaderos delincuentes siguen en la calle”.

Carmen llego a la Ciudad de México en 1981 desde Nuevo León. Tres años después ingreso a las filas de trabajadoras sexuales, cuando apenas tenía 16 años. “Fue la necesidad de ganar dinero, yo no sabía leer, ni escribir, y nunca pensé que esto tuviera tantos riesgos”, dijo con voz ronca.

“Aquí todos saben que somos trabajadoras sexuales transgénero, y eso hace que nos ubiquen con más facilidad las personas que nos desprecian por nuestra preferencia sexual y seamos víctimas de agresiones, porque en México existe un tras fobia impresionante”.

“Saben perfectamente dónde estamos, a qué hora llegamos y a qué hora comenzamos a trabajar, y con esta información y la falta de protección y complicidad de autoridades llegan directamente a agredirnos y todo queda en la impunidad, como desde hace décadas”.

En Insurgentes, entre Baja California y Chilpancingo, el tránsito sobre el carril de baja velocidad se hace más lento, los conductores estiran el cuello para tener una mejor perspectiva de la oferta en esta avenida que cruza de norte a sur la metrópoli.

Entonces, un auto se detiene por completo, parece revisar rápidamente a su alrededor, desde la ventanilla revisa de pies a cabeza, negocia el precio del servicio, y hace la señal para que aborde, arranca de inmediato y se pierde en el escaso tráfico de una de las avenidas más importantes de la capital.

Nada vulgar, si quieres caminar sobre Insurgentes

Desde hace tiempo y luego del dialogo con autoridades y vecinos, las sexoservidoras trans pueden trabajar en esta zona de Insurgentes respetando un horario y un tipo de vestimenta  y siempre sin exhibir partes íntimas, “nada vulgar”.

“Sabemos que en cualquier trabajo hay riesgos, en nuestro caso, cada noche, en cada servicio no sabemos que nos espera con cada uno de los clientes que atenderemos, en muchas ocasiones solo van a agredirnos, ni siquiera nos contratan, y cuando lo hacen es a través de engaños”.

Con coraje e impotencia, recuerda que una madrugada “llegaron tres tipos con un bat y me golpearon de tal forma que perdí mi ojo izquierdo y ahora tengo una prótesis maxilofacial”.

“Hice la denuncia y nunca pasó nada, las autoridades ni siquiera abrieron una carpeta de investigación, toda la agresión de que fui objeto quedo impune”, lamenta, al tiempo en que traga saliva y continúa hablando.

Las agresiones más fuertes se dan por parte de los clientes que no sólo las agreden verbal, sino también físicamente. Denunciarlos no sirve de nada, porque siempre voltean las cosas y la policía les cree.

“En mi caso tuve que tragarme mi coraje, mi impotencia y aprender a vivir con lo que me pasó, hacer a un lado el miedo y trabajar como puedo, no de la manera que yo quisiera”, subraya.

“Ha habido homicidios de compañeras que no se han esclarecido, han pasado años y las autoridades nunca han hecho ninguna investigación y mucho menos ha habido un seguimiento”.

Reitera con coraje que nunca se han esclarecido los crímenes de compañeras “que desgraciadamente han quedado muertas en la banqueta, como el caso de Esmeralda, a la que mataron en 1998”.

Esa madrugada un cliente la pico con una navaja, y ahí se quedó, tirada en la banqueta. Las autoridades, el gobierno, “se hicieron pendejos y nunca se investigó nada y actualmente siguen igual las cosas, si llega a pasar algo, no hacen nada, no hay seguimiento de estos casos”.

Además, la inseguridad ha provocado la disminución de clientes y “en el caso de las trabajadoras que ya no somos jóvenes, la demanda disminuye por la edad y por propaganda negativa que hacen de nosotras”.

Porque hay quienes todavía aseguran que nosotras somos un peligro porque somos las principales trasmisoras de todo tipo de enfermedades de trasmisión sexual, como el VIH.

Y eso no es cierto. “Por nuestro bien, por nuestra salud principalmente, somos responsables y nos cuidamos a toda costa de tener relaciones sin protección que pongan en riesgo la salud de nosotras y la de nuestros clientes”.

Su memoria regresa a los buenos tiempos, cuando tenía por lo menos 10 servicios diarios. Ahora hay días que sólo tiene uno y otros días ninguno.

La noche anterior, Carmen esperó a que salieran de la estación Chilpancingo los últimos usuarios del Metro. Se puso una falda corta y unos grandes tacones y esperó hasta las 5:30 horas. No hubo nada. Fue otra mala noche para ella. /MRG/EVG

Modificado por última vez enDomingo, 16 Junio 2019 00:16

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

Reportajes

La mujer que da mantenimiento a las torres de comunicación más altas del país

Por Norberto Gutiérrez

México.- Todos los días, Yaneth de los Santos sube hasta 70 metros para dar mantenimiento...

Los tatuajes: únicos e identitarios

Por Norberto Gutiérrez

México.- Con uso forense en la identificación de personas desconocidas, desaparecidas o privadas de la libertad...

La Habana, medio milenio de magia entre cambios y coyunturas

Por José Gabriel Martínez

México.- La Habana llega este 16 de noviembre al medio mileno sin haber perdido un...

Ángel de la Independencia y sus restauraciones en 108 años de historia

Por Norberto Gutiérrez

* Actualmente, el monumento histórico es evaluado por especialistas, tras los daños que sufrió por...

Danza de los diablos, expresión afromexicana de siglos

Por Mesa de Redacción

México.- 'La danza de los diablos' es una expresión de siglos que crearon los pueblos...

Mismos esquemas y simulación ante contaminación, acusa Redim

Por Erick Galicia Lozano

México.- La respuesta del gobierno para hacer frente al problema de contaminación continúa siendo bajo...

CUETLAXÓCHITL, el color de la Navidad

Por Yaremi Escobar/Fotografía: Gerardo Luna

Desde hace 20 años, Samuel Barrera Nieto, originario de San Luis Tlaxialtemalco, Xochimilco, se dedica...

Helados "Mi Juanita" deleitan el paladar de famosos como Gene Simmons

Por Elizabeth Escobar Lima

México.- “Mi Juanita” es una exitosa nevería que por tres generaciones ha deleitado el paladar...

Inhalantes, ritual de consumo en la calle

Por Ernesto Álvarez

México.- En la Ciudad de México la población en situación de calle de drogodependientes suele...

Islas Marías, de una prisión a un centro para el aprendizaje

Por Angélica Guerrero. Enviada

  Islas Marías.- El ciclo de vida como Centro Penitenciario terminó en Islas Marías y ahora...

Tatuajes baratos, un peligro para la salud

Por Susana Hernández Valles

México.- En los últimos años, la industria del tatuaje ha aumentado y se ha vuelto...

México, sin cifra oficial de desaparecidos

Por Norberto Gutiérrez

Por Flor Goche México, 29 Ago .- En el tema de desaparición de personas en México...

Cempasúchil, embellece el camino al Mictlán

Por Quetzalli Blanco / Yaremi Escobar

México.- Cempoalxochitl, de origen náhuatl que significa “flor de veinte flores”, es desde la época...

Provocar la risa en el Metro, un oficio muy serio

Por Monica Delgado Torres

México.- Un poco afónica, producto de sus constantes actuaciones en las estaciones de la Línea...

Dejan ir el Gran Premio de México pese a ganancias

Por Guillermo Abogado González

  *Holanda volverá a recibir al Gran Circo en el Circuito de Zandvoort, luego de 35...

Activistas en México: morir por una causa

Por Flor Goche

México.- El asesinato de activistas como mecanismo de represión perdura en México y el principal...

Coyotes, extorsiones y muertes por acuerdo migratorio México-EUA

Por Janetzin Rodríguez-THE EXODO

México.- El acuerdo migratorio entre los gobiernos de México y Estados Unidos, en menos de un...

Una cata de ‘mota’ para difundir la cultura canábica

Por Ernesto Alvarez

México.- En la Ciudad de México se multiplican los espacios que defienden el uso lúdico...

Empresas de seguridad privada aumentan inversiones en tecnología

Por Diana Domínguez Galván

México.- En el último año, la inseguridad en las carreteras del país para el transporte...

Viñales, cuna del habano que atrae y sorprende a turistas

Por Guadalupe Vallejo Mora. Enviada

Pinar del Río.- A sus 22 años de edad, Sergio forma parte de la quinta...

Toma las riendas a la diversión con el “dogsledding”

Por Alejandra Pérez Bernal. Enviada

El paseo en trineo jalado por perros, es de las experiencias más novedosas en Mont...

El Oro, una estampa del México minero en nuestros días

Por Arturo Monroy Hildegarde

El Oro, Mex..- Testigo de un glorioso pasado minero, el pueblo mágico de El Oro...

"Guerra" al narcotráfico detonó desaparición de migrantes: Sánchez Soler

Por Héctor Álvarez Fernández.

  * Activista discrepa de las políticas del gobierno actual hacía el sector México.- La desaparición de...

Santos y narcos

Por Ashlei Espinoza Rodríguez

México.- El miedo es una emoción de la que ningún ser humano está exento. Cuando...

Cuando el silencio tomó las calles de la Ciudad de México

Por Yaremi Escobar

México.- En una ciudad que no duerme, donde la prisa, las marchas y el ruido estrujante...

Huachicoleo, del alcohol adulterado al desfalco de Pemex

Por Roberto Noguez Noguez

México.- El robo de combustible o huachicoleo a Petróleos Mexicanos (Pemex) se volvió en los...

Grupo Relámpagos del Estado de México ayuda a salvar vidas desde el aire

Por Gerardo Avendaño

Toluca, 11 Mar .- La Unidad de Rescate Aéreo del Estado de México, Relámpagos, es...